Bosques

Bosques

Buena parte de la superficie de Orduña está cubierta por bosques. Regulan el ciclo del agua, moderan la temperatura, equilibran el clima, protegen el suelo de la erosión, depuran el aire, nos suministran una multitud de productos y sensaciones, y por supuesto, constituyen el hábitat de infinidad de seres vivos, algunos de ellos gravemente amenazados.

Actualmente el tipo de bosque predominante en las laderas de Orduña a partir de los 600 metros de altitud es el hayedo, compuesto por ejemplares sin trasmochar, algo poco habitual en Bizkaia. Por debajo de esta cota la especie potencialmente dominante es el quejigo, aunque en algunos casos su espacio ha sido ocupado por prados, plantaciones de coníferas y el mosaico que conforma la campiña atlántica.

El uso recreativo de los bosques, como escenarios de singular belleza para practicar actividades deportivas y de ocio, se suma a los aprovechamientos tradicionales de estos ecosistemas, que en otro tiempo también fueron morada de personajes mitológicos y cuna de leyendas.